EPM inicia segunda etapa del proyecto Interconexión Santa Elena-La Cascada, que beneficiará a 300 mil habitantes del centro-oriente de Medellín

0
34

Las obras tienen una inversión cercana a los $30 mil millones

Buscan solucionar las interrupciones de acueducto por condiciones de la fuente

El proyecto hace parte del Programa de Intervención Prioritaria de Aguas (PIPA),
que articula iniciativas para fortalecer el sistema de acueducto del Valle de Aburrá

Medellín, 27 de mayo de 2021 | Diana Marcela Sepúlveda Díaz, integrante de la Junta de Acción Comunal La Sierra en la comuna 8, expresa que “la Interconexión Santa Elena-La Cascada ha dado muchas oportunidades de empleo y ha tenido en cuenta a la comunidad”. En coherencia con el compromiso social y pensando en el bienestar de la gente, parte del personal contratista del Proyecto reside en el centro-oriente de Medellín y las obras se han desarrollado bajo lineamientos de convivencia y protección del ambiente.

Por la gran demanda de agua potable en las comunas 8 y 9 en el centro-oriente de Medellín, debido al crecimiento poblacional y fenómenos migratorios que se han presentado en los últimos años, EPM priorizó este proyecto de interconexión, que avanza un 86% en su primera etapa; en la cual se adelantaron trabajos en la caseta y equipos de bombeo en la UVA de La Libertad (tanque Santa Elena). Además se hizo la conexión de la conducción e impulsión en la Planta de Tratamiento de Agua Potable La Cascada y se construyeron 2,1 kilómetros de red primaria.

La caseta de bombeo, que permitirá invertir el flujo del agua, recibió concepto técnico favorable de parte de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA) para acceder al incentivo tributario de exclusión del IVA en su adquisición, por demostrarse que operará con un mínimo de emisiones atmosféricas.

En la segunda etapa, que comenzó en este mes de mayo, se completará la infraestructura con 3,5 kilómetros de red de acueducto, válvulas y empalmes en los barrios Villa Turbay, Villatina, La Sierra y Villa Liliam. El proyecto en su totalidad beneficiará a 300 mil personas en el centro-oriente de Medellín.

Mirada al futuro

Gran parte del agua que abastece a los habitantes del centro-oriente de la capital antioqueña proviene de la quebrada Santa Elena, que tradicionalmente en temporada de sequía registra bajo caudal para atender la demanda de la comunidad. Y, que en época de lluvias, hay cambios en las características de su agua que dificultan el tratamiento.

Esta situación, que genera interrupciones de acueducto, creó la necesidad de disponer de los recursos financieros para hacer realidad el proyecto Interconexión Santa Elena-La Cascada, con el propósito de ofrecer un servicio con calidad, continuidad y cobertura.

El nuevo sistema, con una inversión cercana a $30 mil millones, podrá funcionar con mayor eficiencia, pues permitirá invertir el flujo del circuito Santa Elena-La Cascada y así mejorar la confiabilidad del suministro de agua. Se prevé finalizar el contrato de obra civil en diciembre de 2021 y entrar en operación a principios de 2022.

Los líderes comunitarios han acompañado de cerca el desarrollo del Proyecto, en especial con recomendaciones sobre el cuidado que se debe tener con las redes de servicios públicos existentes en la zona, asuntos de movilidad y oportunidades laborales.

Con estas obras, EPM fortalece el sistema interconectado de acueducto para llevar a más familias un servicio con calidad, confiable y continuo, en su propósito superior de contribuir a la armonía de la vida para un mundo mejor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here