EPM modernizó las redes de acueducto y alcantarillado en 42 sectores de Medellín y Bello

0
23

La Empresa construyó, repuso y modernizó 33 kilómetros de redes de acueducto y 60 kilómetros de redes de alcantarillado entre 2015 y 2020

• El Proyecto tuvo una inversión de $242 mil millones y generó 2.238 empleos en la comunidad, como un aporte a la dinamización de la economía

• Las nuevas redes, que terminaron de entrar en operación en 2021, aportan al saneamiento de 10 cuencas hidrográficas de Medellín y Bello

Medellín, 30 de abril de 2021 | EPM, aliada del progreso de los municipios donde presta sus servicios, inició en 2015 un Plan de Inversión para mejorar los sistemas de acueducto y alcantarillado, aportar al saneamiento del río Aburrá-Medellín, garantizar el acceso a los servicios en las zonas de crecimiento urbano y ampliar la vida útil de las redes para reducir los daños y las interrupciones programadas por mantenimiento.

Una de las iniciativas más importantes en el inicio de este Plan de Inversión fue el proyecto Otras Cuencas, que concluyó sus obras en julio de 2020 para dar paso al funcionamiento de las nuevas redes, ya al 100% en operación para el servicio de la comunidad.

Con el proyecto Otras Cuencas, EPM invirtió $242 mil millones en la construcción, reposición y modernización de 33 kilómetros de redes de acueducto en los circuitos Popular y Picacho, en el municipio Medellín, así como en los circuitos Bello, Niquía y Altos de Niquía, en el municipio de Bello, con el fin de garantizar la adecuada prestación del servicio de acueducto.

El proyecto Otras Cuencas también incluyó la construcción de 60 kilómetros de redes de alcantarillado, con sus respectivas acometidas, y obras complementarias en las cuencas: La Seca, La Asomadera, Loreto, La Cabuyala, La Manguala, La Minita, La Tinaja y Madera en Medellín, y El Hato y La Señorita en Bello. Con estos trabajos se optimizó la infraestructura existente, al mejorar la capacidad hidráulica de las redes de alcantarillado, y se recolectaron 76 descargas de aguas residuales, equivalentes a 423 lt/seg de aguas usadas que hoy dejan de llegar a las quebradas y son transportadas para su adecuado tratamiento en la planta Aguas Claras. Acciones con un alto impacto en el cuidado y protección ambiental.

Con la comunidad

El proyecto Otras Cuencas contribuye a la calidad de vida de los habitantes de los barrios de Medellín: Loreto, Industriales, Manila, Calle 9, Alpujarra, Doce de Octubre Nº 1, Doce de Octubre Nº 2, Picacho, Picachito, Mirador del Doce, El Progreso Nº2, El Triunfo, Popular Nº1, Popular Nº 2, Santo Domingo Savio Nº1, Santo Domingo Savio Nº 2, Granizal y Moscú Nº2. También quienes residen en los sectores del corregimiento San Antonio de Prado: La Rosaleda, El Limonar, Los Salinas, La Florida, El Vergel, El Pomar y Las Viudas.

Así mismo, las obras beneficiaron a 32 barrios de las comunas Suárez, Altos de Niquía y Niquía, en Bello. Incluyen los barrios: Hermosa Provincia, Altos de Niquía, Ciudadela Niquía, Navarra, Batallón, El Rosario, Pérez, Suárez, Alta Vista, Nazareth, Espíritu Santo, Manchester, La Estación, Santana, Serramonte, San José Obrero, La Florida, Barrio Nuevo, París, Vía Machado, Madera y Santa Rita. EPM agradece a estas comunidades que con su paciencia y comprensión aportaron a la viabilización de las obras civiles.

Aporte ambiental y social

Los proyectos de infraestructura de EPM, además de significar una inversión relevante para los territorios, dejan logros en el desarrollo económico y la protección del ambiente, gracias a la implementación de los programas de gestión ambiental y social. En el caso del proyecto Otras Cuencas se generaron 2.238 empleos.

En la gestión ambiental del Proyecto se resalta la protección de los individuos arbóreos. Durante el desarrollo de las obras la Autoridad Ambiental autorizó la tala de 413 individuos arbóreos y el traslado de 99. EPM consciente de la importancia de la vegetación urbana para la conservación de especies como pájaros, ardillas y reptiles y para garantizar la conectividad ecológica y disminuir la carga de CO2 en las ciudades, implementó varias acciones, entre ellas la tecnología sin zanja y el mejoramiento de diseños de red, que permitieron conservar la mayoría de los árboles que se verían impactados por las obras civiles.

Educación ambiental

Otro aporte del Proyecto fue el Programa de Educación Ambiental, adelantado con las administraciones municipales de Medellín y del Norte del Valle de Aburrá, con la orientación de la Facultad de Educación de la Universidad de Antioquia.

De esta articulación, se generó un proceso formativo de 50 horas, dirigido a 120 líderes de Medellín, Bello, Copacabana y Girardota. Como resultado de este proceso específicamente para Medellín y Bello, se obtuvieron 12 Proyectos Ciudadanos de Educación Ambiental (PROCEDA) formulados e implementados (4 en Medellín y 8 en Bello) que impactaron positivamente el entorno y fortalecieron la convivencia de aproximadamente 1.948 personas. En la iniciativa participaron Juntas de Acción Comunal, Asocumunal, Juntas Administradoras Locales y organizaciones productivas como: fiqueros, mesas ambientales, colectivos ambientales, grupos de adultos mayores, deportistas, niños, jóvenes y mujeres, instituciones educativas, comunidades Afro y guardabosques voluntarios. El Programa de educación ambiental generó 77 empleos indirectos.

Lo que viene

Llegar a más personas que hoy no cuentan con acceso al agua potable y garantizar la calidad y la continuidad del servicio implica expandir el sistema actual y ampliar capacidad de almacenamiento.

La Empresa le apuesta al saneamiento del río Aburrá-Medellín con la plena operación de las plantas San Fernando y Aguas Claras, la construcción del Interceptor Sur y los proyectos de modernización y reposición de redes de alcantarillado: Rodas, Piedras Blancas, El Salado, La Volcana, Iguaná y La García.

Y continúa su labor de garantizar el suministro del servicio de acueducto con la expansión del sistema a través de los proyectos: Envigado-El Capiro, Cadena de Occidente, Ampliación de infraestructura primaria de acueducto Itagüí-Manzanillo-Ajizal, Interconexión Santa Elena-La Cascada, Manantiales-Yulimar, ampliación bombeo Buey-Piedras-Pantanillo, Interconexión Caldas-La Estrella, Nuevo Sistema de Captación Barbosa, Parque Montaña y la modernización de las plantas Manantiales y Ayurá. Con todas estas iniciativas contribuimos a la armonía de la vida para un mundo mejor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here